Tortugas octogenarias en la exposición de reptiles de la Feria de Muestras de Valladolid Tortugas octogenarias en la exposición de reptiles de la Feria de Muestras de Valladolid

La exposición de reptiles que se presenta estos días en la Feria de Muestras de Valladolid permite ver de cerca sorprendentes animales procedentes de los cinco continentes, como las octogenarias tortugas gigantes de las Seychelles, una especie endémica del atolón de Aldabra, de donde toma su nombre científico: Aldabrachelys gigantea.

Como explica el director de la exposición, Pierre Cujean, estas tortugas coetáneas de la primera edición de la Feria de Muestras aún no han llegado al ecuador de su vida, ya que pueden llegar a cumplir unos 180 años.

A ello quizá contribuya su sana alimentación, a base de frutas y verduras: manzana, lechuga, plátano, calabacín, sandía, tomate… en total las tortugas de la exposición necesitan alrededor de 110 kilos diarios.

Las pitones reticuladas que se exhiben en el pabellón 3 –una de ella albina- tienen unos hábitos alimenticios muy diferentes, no solo por la dieta sino también por la frecuencia con la que se alimentan. Ellas, que pueden llegar a medir 8 metros y pesar más de 200 kilos- comen cada dos o tres semanas y cada “festín” ingieren dos o tres pollos cada una.

También es carnívoro el monstruo de Gila, un lagarto venenoso cuya piel se asemeja a pequeñas bolitas de abalorios que procede de las regiones del norte de México y el suroeste de Estados Unidos. Su plato favorito es la carne picada mezclada con huevo, aunque no es preciso presentarlo con forma redondeada ni pasado por aceite.

La exposición cuenta en total con más de un centenar de ejemplares de 33 especies diferentes y puede visitarse hasta el próximo domingo en el horario de la feria, de 11.30 a 21.00 horas. El precio de la entrada es de seis euros (grautita para menores de 3 años).

X